Golpe a la industria

40


Cumpliendo con una promesa que el presidente Mauricio Macri realizara a inversores petroleros durante su viaje por Houston en marzo de este año, se modificaron los aranceles y condiciones para las importaciones de bienes de capital usados para la industria petrolera.

El nuevo “Régimen de Importación de Bienes Usados para la Industria Hidrocarburífera*” es una medida que agilizar la importación para consumo de los bienes usados destinados al a la industria local pero que afecta a buena parte de la industria nacional.

El decreto parece hecho a la medida de Schlumberger, Hallliburton y Baker Hughes, -esta última adquirida por GE recientemente- las “majors” en materia de servicios petroleros del mundo.

En los considerandos el decreto afirma que “los bienes en cuestión no pueden ser provistos por la industria local, en los tiempos y calidades que requieren los procesos del sector”. Premisa que de aplicarse a todos los sectores de la economía liquidaría toda la industria local.

La propuesta inicial en discusiones previas con las petroleras, fue que sólo se acepte a los proveedores locales que sean capaces de ofrecer bienes fabricados en el país con un 80% de contenido argentino, cosa que tampoco tuvo andamiento.

A modo de compensación, se lee en el texto que “el interesado (Importador) deberá comprometer la adquisición de bienes de origen nacional nuevos por un monto igual o superior a un porcentaje del valor total de los bienes usados importados que adquiera en el marco del presente régimen”.

Una curiosidad que presenta el texto es que se discrimina a los bienes de capital importados con nomenclatura del Mercosur que “podrán importarse en forma definitiva para consumo, tributando el derecho de importación que en cada caso se indica”, ya que ningún país de la región produce los bienes que la industria necesita.

Usados de USA

Los equipos de fractura (sets, en la jerga) tienen en EE.UU. amplia disponibilidad, no sólo por la caída en los niveles de perforación sino porque los equipos con cierta antigüedad se convierten en pasivos altamente onerosos caro el desguace y cara la disposicicón final. Por tanto es previsible que se irán introducidos equipos antiguos a valores irrisorios, y los aranceles a pagar serán desperciables.

Por otra parte, el decreto presidencial 629/2017 determina que “los bienes usados que se importen al amparo del presente régimen no podrán tener una antigüedad mayor a diez años”. Objeción planteada oportunamente por las Pymes no solamente porque afecta a la industria sino que se pone en juego la seguridad de las operaciones. Para atenuar l reclamo se escalonaron los aranceles de 15% a 60% según la antigüedad.

No llores por mí, Argentina

“Energía ha hecho oídos sordos a los planteos que hicimos” dijo un industrial del acero, que agregó: “reclamamos seriedad y que se piense en las consecuencias de dichas medidas fundamentalmente en lo referido a los plazos y las alícuotas que se aplicarán, no somos una republiqueta bananera”. La pretensión de mínima de la industria local era que lo bienes ingresados bajo el régimen de importación temporaria lo hagan sin derecho a nacionalización. A menos, claro está, que se abonen al valor real los aranceles correspondientes.

Si bien afirman las empresas interesadas que los aranceles de importación de maquinaria y repuestos usados, son uno de los “drivers” para motorizar el desarrollo de los campos no convencionales de Vaca Muerta, observadores del sector con amplia experiencia, indican que el impacto total en la inversión de los grandes proyectos no superaría el 2 ó 3%.

La Cámara petrolera hacia junio pasado, presentó una propuesta al Minem para modificar los artículos 6 y 7 y que regirían hasta junio de 2019. En ese paper, la cámara pide que para obtener el certificado de importación de equipos usados, las empresas de servicios deberán obtener previamente la autorización de la Subsecretaría de Industria del Ministerio de Producción, que tendrá 10 días para expedirse sobre la capacidad de provisión local de ese tipo de bienes. Cabe recordad que en caso de silencio de la Administración, se tratará de una negativa.

Afectados

Un ejemplo de empresa local afectada es el de QM Equipment. Si bien la capacidad instalada de fractura medida en HP es aún exigua, asciende a unos 600.000 HHP, de los cuales QM fabricó en el país unos 125.000 HHP, es decir, un 22% del total, según datos de Producción.
QM tiene su fábrica en Mar del Plata y emplea unos 230 trabajadores y muchos ingenieros y técnicos. Industrias Secco, ensambla equipos para Halliburton. Y Palmero incursionó en la fabricación de fracturadores.
El decreto ha tenido algunos avatares. Por ejemplo, la gobernadora María Eugenia Vidal ha tomado conocimiento y del impacto negativo que tendría en su territorio por lo que realizó gestiones ante la Rosada pero sin efecto alguno.

¿El gobierno de las Pyme?

Por su parte, el ministro Cabrera dijo que “Cambiemos” pretende ser “el gobierno de las pymes” y aseguró que las pequeñas y medianas empresas “son el corazón productivo de la Argentina”, en el marco de una visita a la localidad rionegrina de General Roca.
“Las pymes generan el 70% del trabajo en el país”, manifestó el ministro tras finalizar un encuentro con 15 dirigentes de distintos sectores productivos de Río Negro.

“Trabajamos para que cada vez más pymes tengan acceso al financiamiento”, sostuvo.  El ministro explicó que la ley pyme fue hecha a medida de las necesidades de las pequeñas y medianas empresas y que la normativa les permite pagar menos impuestos, hacer menos trámites y tener acceso a créditos a tasas más baratas que el promedio del mercado.

Durante su visita, Cabrera había adelantado que se permitirían la importación de bienes usados para la industria petrolera con aranceles del 7% o sin arancel (hasta ahora eran del 35%), con el objetivo de mejorar las inversiones en Vaca Muerta.

El funcionario consideró importante este nuevo paso para las pymes porque se les va a exigir a las empresas que importen esos bienes usados que compren bienes a proveedores locales por un porcentaje del valor importado.

Explicó que dicha medida tendrá doble finalidad: mejorar la competitividad de las empresas petroleras y desarrollar proveedores locales en un contexto de mayor actividad.

 

*https://www.boletinoficial.gob.ar/#!DetalleNorma/168898/20170810

40 recommended
348 views
bookmark icon